Home Entrevistas Entrevista a Miguel Iglesias
 
Síguenos
Entrevista a Miguel Iglesias PDF Imprimir E-mail
Usar puntuación: / 2
MaloBueno 
Domingo, 11 de Mayo de 2008 00:00

por: Marilyn Garbey

Ayer celebraste 60 años de vida. ¿Qué siente un bailarín cuando llega a esa edad?

Yo creo que nací artista, aunque empecé a desarrollar mi vida artística hace 40 años. No me los siento mucho, pero son 60 años.

¿Cuántas experiencias acumulase en estos años?

Yo he padecido muchas tristezas y he experimentado muchas alegrías en estos años, sobre el escenario y fuera del escenario. Ya llevo mucho tiempo fuera del escenario como bailarín, porque hice algo como actor en la serie Forense. Lo único que extraño son las emociones extremas, yo nunca me sentí bailarín, yo me sentí intérprete que siempre trató de decir lo que tenía dentro, lo decía con vehemencia mientras más me involucraba en la obra, quería expresarme con la cabeza y con el cuerpo. Lo que más utilicé fue el cuerpo como instrumento, pero también utilicé la palabra, y todo lo pasé por esas sensaciones extremas, que hoy extraño tanto. No las percibo en los bailarines de hoy, creo que ellos las están sintiendo de otra manera, yo trato de transmitirle mis vivencias. Así encaucé mi vocación, transmitiendo mis emociones a los jóvenes para que ellos la reinterpreten  a su modo.

¿Qué personajes recuerdas con más emoción?

“Fausto” y “Michelangelo” de Víctor Cuéllar, y el personaje que hice en “Yerma” en el montaje de Roberto Blanco. “Libertango” de Arnaldo Patterson. A él recuerdo mucho, recuerdo cómo me entró a mí, él tenía una manera animal de transmitir sus emociones, sus ideas. Recuerdo también a mi maestro Azari Plisiétsky, cuando me dicen maestro me comparo con él y siento que no soy tal maestro, no creo que el alumno haya superado al maestro. Recuerdo a mis compañeros de trabajo que tanto me enseñan día a día, me enseñan sensaciones que nunca experimenté en mi cuerpo, los jóvenes hacen cosas que, por momento, me parecen locuras, pero son locuras necesarias. Hace unos días me decía: cuántos locos tengo a mi alrededor, parece que los busco, que el primer loco soy yo, pero esa locura es productiva.

 ¿Por qué te dedicaste a la pedagogía y no a la coreografía?

No tengo respuesta para esa pregunta. Yo era uno de los bailarines más creativos, en diez minutos lograba montar cosas muy difíciles. He sentido la necesidad de decir algo, pero no ha sido vital. Además, la dirección de la Compañía me roba mucho tiempo. Al dirigir un grupo que no fundé no podía hacerlo girar alrededor de mi propia personalidad creativa. Creo que hubiera sido un error garrafal, tal vez no me hubiera dado cuenta de que las coreografías de los demás eran mejores que las mías y mis decisiones no hubieran sido imparciales, como he intentado hacer hasta ahora.

 -Danza Contemporánea de Cuba es una de tus grandes pasiones. ¿Cómo ves el futuro de la Compañía, próxima a celebrar sus cincuenta años?

El futuro no logro verlo, por eso uso espejuelos, el futuro es un conjunto de presentes. Trato de que en el hoy sea tan agradable para mí el proceso como el final. No sé qué pasará con la Compañía de aquí a veinte años, yo sólo sé lo que pasará en el transcurso de los próximos dos años. Estamos intentando que el año del 50 aniversario sea de mucho trabajo. Tendremos una coreografía de Mats Ek, vendrá la compañía de Sasha Waltz, George Céspedes y Julio César Iglesias también harán obras. Soñamos con que venga Carolyn Carlson y monte algo. El 50 aniversario va a ser un pretexto par trabajar más, para hacer más coreografías. Los jóvenes bailarines de la Compañía cada día tratan de cambiar lo que está sedimentado, a veces con el instinto. Me doy cuenta que, aunque sea instintivo, no está errado y puede coexistir con lo que estábamos haciendo ayer, por eso les doy rienda suelta para crear. Al final me doy cuenta que fue un acierto.

Danza Contemporánea de Cuba se presentó en Inglaterra hace unos días. ¿Cómo fue recibida por  el público inglés?

-Primero asistimos a la gala Carlos en Cuba, con  Carlos Acosta. Bailó el pas de deux del Quijote, con Yolanda Correa, del Ballet Nacional de Cuba, fueron brillantes actuaciones. Después le seguía “La ecuación” de George Céspedes, por Danza Contemporánea de Cuba, y el estreno de otra pieza de George para Danza Contemporánea de Cuba, con Carlos Acosta, “El peso de la isla”. La música de la obra fue compuesta por X Alfonso, el diseño de vestuario fue concebido por Vladimir Cuenca y el diseño de luces por Manolo Garriga. La gala terminaba con una suite de Tocororo, coreografía de Carlos Acosta. Fue en el Coliseo de Londres. Tuvimos mucho éxito de público, la crítica dijo que hacíamos danza de calle, que hacíamos hip hop, no saben que  nuestra danza de calle es la rumba. Después fuimos al Snape Theater, en Ipswich, un teatro bellísimo. Hasta allá fue la crítica londinense para ver a la Compañía porque en estas presentaciones sólo había piezas del repertorio nuestro. En las dos funciones se abarrotó el teatro, fueron muchos empresarios de Europa a vernos. Hicimos “Folía” de Jan Linkens; “La ecuación” de George Céspedes, y la pieza de Rafael Bonachela que estrenamos el año pasado “Demon-n/Crazy”. Las críticas en The Guardian y en The Independent fueron de cuatro estrellas. De allí salieron muchos proyectos de trabajo.

Danza Contemporánea de Cuba se va a presentar en el Mayo Teatral, temporada de teatro latinoamericano y caribeño organizada por Casa de las Américas.

Vamos a presentar “Demon-n/Crazy” la pieza de Rafael Bonachela que recibiera el Premio Villanueva de la Crítica el pasado año. En una edición anterior nos presentamos con Compás, también ganadora de ese Premio. El programa lo integra también Carmen, de Kenneth Kvamström. Nos presentaremos en el Lorca sábado y domingo, el viernes tendrá lugar una jornada mundial contra la homofobia en la que participaremos con esas piezas porque nos parecen las adecuadas para mostrar nuestra inconformidad con el hecho de que las personas sean discriminadas por  su preferencia sexual.

Danza Contemporánea de Cuba trabaja con coreógrafos de diferentes estilos. ¿Cómo influye esa diversidad en los bailarines, en sus espectadores?

Esa es una de mis intenciones cuando invito a los coreógrafos a trabajar con nosotros, que influyan en mis bailarines, que influyan en los espectadores. Algunos temen que tanto extranjero influya y se pierda lo cubano. No creo que sea así. Yo soy cubano, soy ciudadano de Lawton, del municipio Diez de Octubre, de Ciudad Habana, de Cuba, de América Latina, del mundo. Lloro con las mismas lágrimas con las que llora un sueco o un boliviano, sólo que  mi latitud me hace ver la vida de manera diferente. Lo que hago con Mats Ek no lo puedo hacer como un sueco, lo haré como cubano. Mis bailarines tienen un lenguaje común porque tuvieron un aprendizaje común. No haría nada que mellara el orgullo que siento de ser cubano. Soy un  cubano que está al mismo nivel que un inglés, que un francés.

Los hijos de Miguel Iglesias siguieron su camino. ¿Te ves multiplicado en ellos?

Mis hijos traen la danza en la sangre, han visto danza desde que nacieron. Claudia, cuando era niña y no tenía nada que regalarle  a un amigo por su cumpleaños, le regalaba un baile. En la danza se sienten como pez en el agua. Me siento contento con el hecho de que mi familia siga mi profesión. También tengo otra familia, los que están en la Compañía, todos los que tiene que ver con la danza son parte de esa familia. La danza es mi vida, el centro por el que me muevo.

Entonces podemos concluir que eres un hombre feliz por haberte dedicado a la danza.

Sí, estoy feliz por haberme dedicado a la danza cubana y a la danza universal, porque la danza cubana alimenta la danza universal. Cuando era bailarín los espectadores me agradecían que dejara un pedazo de mi vida en el escenario, porque cada vez que hacía una función me entregaba y dejaba mis emociones allí.

UD puede referenciar o citar este elemento en otro sitio web o fuente.

Si lo desea, puede vincular este elemento con su sitio web,
sencillamente copie y pegue el siguiente texto donde desee mostrarlo.




Ejemplo de elemento citado:


Última actualización el Sábado, 15 de Enero de 2011 16:11
 
Copyright © 2016 Danza Contemporánea de Cuba. Todos los derechos reservados.
 

Lista de Correos

Cubadanza / Taller de Invierno 2017
Inicio: 02.01.2017, 09:00
Taller Práctico Internacional de la Danza Moderna Cubana

Cubadanza / Taller de Verano 2017
Inicio: 31.07.2017, 09:00
Taller Práctico Internacional de la Danza Moderna Cubana


ver mas ...